Management y Emprendedorismo

¿Qué es ser un líder en el siglo 21?

3 de enero de 2022

El Certificado en Mindfulness e Inteligencia Emocional para Líderes Conscientes de Siglo 21 invita a transitar un proceso mental y en la conducta en torno al liderazgo.

¿Qué es ser un líder en el siglo 21?

“Un líder es quien piensa pero también ejecuta, tiene coherencia, dirige, despierta la empatía, pero también se da cuenta de que no tiene toda la verdad y permite aparecer a otros líderes”, dice la Mgter. Cristina Schwander, Dir. de la Diplomatura Liderazgo Coach e Inteligencia Emocional y el Certificado en Mindfulness e Inteligencia Emocional para Líderes Conscientes de Siglo 21.

Desde sus estudios y perspectiva, existe una empatía cognitiva donde los líderes pueden entender el pensamiento y una empatía emocional, donde pueden sentir lo que sienten los demás. Entre las 5 características de un líder, enumera al carácter, conocimiento, vínculo con otros líderes, coraje y motivación.

Por definición general, un liderazgo es un conjunto de habilidades empresariales, gerenciales o directivas que una persona tiene dentro de una organización frente a un grupo de trabajo, que permite que el equipo se desarrolle con objetivos claros y entusiasmo hacia el logro de determinadas metas. Quien lidera tiene como función lograr los resultados y motivar al resto,“teniendo en cuenta que la motivación es una fuerza activa que nos guía a satisfacer una necesidad o un deseo”, dice Schwander. Esta definición lleva a pensar en cuáles son las características con las que debería contar un líder, cuáles son los tipos de liderazgo y si es posible formarse en estas cualidades.

Dentro de los tipos de liderazgo, Schwander diferencia entre un liderazgo de control, donde la emoción imperante es el miedo, “que lo único que genera es no pensar, huir, paralizar al equipo o pasar al enojo”; y un liderazgo moderno donde hay alegría como emoción conectora, que se comparte entre los miembros del grupo y donde todos sienten que el otro es compañero. “Hoy es imposible pensar en un liderazgo de control porque se ha demostrado científicamente que las emociones positivas mejoran el rendimiento y que las emociones en general guían comportamientos”, asegura.

Para la Mgter. es importante “pensar el liderazgo como un puente, donde a veces el líder está en la base, y el coraje y la credibilidad son los patrimonios y cimientos fundamentales”.

¿Qué es ser un líder en el siglo 21?

En Siglo 21, el Certificado en Mindfulness e Inteligencia Emocional para Líderes Conscientes brinda contenidos que deben ser tomados como un proceso porque contempla un aprendizaje intelectual y emocional que va produciendo codificaciones en la mente frente a factores de cambio. Estas modificaciones son graduales y progresivos y sobrevienen luego de aplicación, paciencia y persistencia. En este marco, el Certificado se piensa como un proceso a través del cual los participantes puedan desarrollar competencias –entendidas éstas como habilidades y no como rivalidades con otros- que potencien sus aptitudes personales de liderazgo. Se trata de una formación teórica y práctica orientada a la toma de conciencia de los propios límites y al compromiso en el desarrollo de las propias capacidades, desde adentro hacia afuera.

Como parte del cursado, el Certificado combina la antigua práctica de la atención plena (mindfulness) con la neurociencia moderna y el desarrollo de habilidades de inteligencia emocional -cognitivas y corporales- con el objetivo de que los participantes desplieguen sus mejores recursos como líderes conscientes, creativos e innovadores.

El Certificado está dirigido a altos mandos, gerentes, jefes de área, coordinadores y personas interesadas en mejorar sus competencias como líder o gestores de equipo en un entorno laboral saludable. También se dirige a graduados de la Diplomatura en Liderazgo Coach e Inteligencia Emocional, a profesionales vinculados a brindar ayuda a otras personas como enfermeros, coachs, terapeutas, docentes, etc, y toda persona interesada en mejorar su crecimiento personal y capacidad de liderazgo. En este punto, la propuesta apunta a reducir el estrés y experimentar un mayor bienestar en la vida personal y/o profesional.

“Hay que animarse, sin temores y aunque haya dudas e incertidumbres. Arriesgarse a lo difícil. Escuchar la conversación que estamos teniendo. Despertar motivación en otros y en nosotros, porque en entornos de incertidumbre y miedo podemos ir hacia la ansiedad o la abulia, y el líder es quien viene a motivar con coraje”, dice Schwander.